Project Description

QUÉ VISITAR

Jaén, Úbeda, Baeza y Alcalá la Real.

Jaén, Capital del Santo Reino

Jaén es la gran desconocida de las capitales andaluzas, no puedes dejar de conocer el Castillo de Santa Catalina, junto al Parador de Turismo, desde donde disfrutarás de una magnífica panorámica. La Catedral de Jaén, considerada la obra cumbre del arquitecto Andrés de Vandelvira, es única en su estilo renacentista, y conserva la reliquia del Santo Rostro de Cristo. Los Baños árabes del s. XI, se encuentran dentro del Palacio de Villardompardo, y fueron Premio Europa Nostra de Arquitectura en el año 1984.

Úbeda-Baeza ciudades del Renacimiento Patrimonio de la Humanidad

En Úbeda destaca la Plaza Vázquez de Molina, con el Palacio del mismo nombre y la Capilla funeraria del Salvador, Museo de San Juan de la Cruz, la plaza de San Pablo, el Hospital de Santiago y el barrio de San Lorenzo, cuna del escritor Antonio Muñoz Molina. Baeza destaca por la plaza de los leones, su Catedral y la Universidad, donde en su día impartió clase el poeta Antonio Machado, No dejes de pasear por las calles que rodean la Catedral, te transportarás a otra época. La original Fuente de Santa María, el Palacio de Jabalquinto, el Ayuntamiento, completan lo más significativo de la ciudad.

Alcalá la Real tierra de Frontera.

Alcalá la Real fue un enclave estratégico de primer orden en el último momento de la Reconquista por los reyes cristianos. Conserva esta población el hermoso recinto fortificado de La Mota, a Qmás de 1000 metros de altitud. Podrás conocer cómo era la ciudad musulmana de Qua'alt, que significa "ciudad fortificada", tres de las puertas que le daban acceso, la Alcazaba y la impresionante Iglesia Abacial de Santa María la Mayor. Es Alcalá la Real un pueblo con hermosas iglesias y buenos ejemplos de arquitectura civil de finales del siglo XIX y principios del XX. Ha sido además la cuna de grandes escritores como el Arcipreste de Hita o escultores de primer orden como Pablo de Rojas o Martínez Montañés. Te contaremos también la leyenda de la Fuente de la Mora.